Qué es el MOQ y cómo negociarlo

MOQ es un acrónimo inglés (Minimun Orden Quantity) que significa Cantidad mínima de pedido. Se utiliza en la venta online ya que los proveedores suelen fijar la cantidad mínima a partir de la cual se puede realizar un pedido. Puede variar, se establece en función de numerosos factores como los costes de producción, mano de obra, costes de envío..

Ventajas del MOQ

  • Te  permitirá acceder al mejor precio por cada unidad de producto. Cuanto mayor sea la cantidad de producto que solicites al proveedor, más rentable te saldrá el precio por unidad
  • Puedes estimar la inversón mínima necesaria de una manera más ácil y maximizar las ganancias
  • Las relaciones con los proveedores son más cercanas
  • Puedes tener beneficios extra como descuentos o envíos gratuitos

Desventajas del MOQ

  • Realizas una inversión alta a la hora de comprar productos a tu proveedor sin saber realmente si vas a rentabilizarla al completo
  • Tienes que hacerte cargo del almacenamiento y gestión del producto

Cómo negociar un MOQ

  1. Negocia un mayor precio por unidad de producto: Si no estás dispuesto a realizar una inversión grande, puedes negociar con tu proveedor un precio un poco más elevado por unidad de producto y así evitar realizar una compra por una cantidad de producto alto
  2. Fracciona el pedido: Si tu problema es la falta de sitio para almacenar el producto y no el precio en sí, puedes proponerle un pedido fraccionado. 
  3. Haz pedidos de prueba: Esto es esencial puesto que podrás asegurarte y comprobar los plazos de entrega, calidad de producto.
  4. Asóciate con otra empresa o particular para realizar el pedido: Al dividir la mercancía se dividirá aquella inversión que no puedes permitirte en ese momento.

Alternativas al MOQ: Dropshipping

Con esta alternativa no debes preocuparte por el inventario, almacenes ni tampoco la gestión de los pedidos. Es un modelo de negocio online en el que vendes productos sin necesidad de comprarlos previamente. Al no hacer una inversión mínima previa, no tienes que almacenar los productos.

Para poder realizar esto, es necesario crear una tienda online. Una vez la tengas creada debes realizar la selección de productos que quieres vender y encontrar a los proveedores que se adapten a tus necesidades.

Leave a Reply