Back office y digitalización: su importancia en el desarrollo empresarial

El back office y la digitalización te permiten mejorar el funcionamiento de tu empresa y, en consecuencia, sus resultados finales. ¿Quieres saber qué es, por qué es importante el back office y cuál es su importancia?

¿Qué es el back office?

Este concepto engloba todas las áreas de negocio que no ofrecen ingresos directos para la empresa, pero que sí que tienen funciones para su desarrollo. Esencialmente, se refiere a tareas de soporte y de administración, como las que realizan los departamentos de recursos humanos, contabilidad e informática.

El personal que forma parte del back office es el que posibilita que la empresa funcione y que sea capaz de ofrecer los procesos necesarios para su mantenimiento. Otra de las características que definen este concepto es la falta de contacto directo con el cliente, pues los trabajadores se dedican a cumplir con las funciones internas de gestión que posibilitan el desarrollo del negocio.

Back office y front office: diferencias

Estos dos conceptos se confunden habitualmente. Por lo tanto, merece la pena señalar sus principales diferencias.

– El front office centra sus tareas en relacionar de manera directa a clientes y vendedores a través de una plataforma. En otras palabras, se dedica a gestionar los ámbitos necesarios para acrecentar la demanda de los productos y las consecuentes ventas.

– Por su parte, el back office está diseñado para que la empresa pueda trabajar sus procesos y actividades de manera efectiva, de cara a la mejora de sus resultados finales.

Ambos ámbitos están formados por áreas diferentes. El back office se dedica a los departamentos de finanzas, recursos humanos y almacén, mientras que el front office se centra en las áreas de ventas y de la aplicación del marketing online.

¿Cuál de estos sistemas es más recomendable ? La verdad es que ambas partes son indispensables para hacer crecer la empresa. No obstante, una será más importante que otra en función de lo que contribuya cada aspecto a la generación de ingresos en el negocio.

Back office y digitalización

Ahora que sabes qué es el back office, comprenderás que este servicio puede llevarse a cabo internamente o bien externalizarse. En todos los casos, asume tareas administrativas y de recursos humanos, así como de facturación y contabilidad, entre otras. Las más destacadas son estas.

Mantener el departamento de IT actualizado y en pleno funcionamiento para conseguir la capacidad de satisfacción del cliente. Contar con un adecuado soporte técnico postventa es esencial para que los usuarios se sientan apoyados en todo momento a la hora de solucionar cualquier problema o duda que se les presente acerca del producto o servicio.

Cobros de cartera. Uno de los grandes retos de la mayoría de empresas es cobrar a los clientes comerciales que pagan tarde. Si externalizas este servicio de back office y digitalización, conseguirás recuperar cuentas morosas sin tener que preocuparte por este proceso engorroso y complicado.

Recursos humanos. La administración del departamento de recursos humanos es cada vez más compleja debido al desarrollo de las empresas. Aunque esta parte del negocio no aporte ingresos, debes valorarla especialmente porque juega un papel importante en la administración global de cualquier negocio. Ten en cuenta que, cuanto más crezca tu organización, más necesidades tendrá el departamento de recursos humanos. Hasta el punto de poder afectar a la productividad general.

¿Apuestas por el back office y la digitalización de tu empresa?